FICM | ‘Cialo’ de Malgorzata Szumowska

Quizá no exista lenguaje más hábil que el emitido por el cuerpo. Un sistema de comunicación universal que utiliza todos sus recursos físicos para expresar de manera simple ideas increíblemente complejas. Ya el lingüista francés Pierre Giraud hizo hincapié en los códigos comunicativos de tan sublime medio, pero el cuerpo no es sólo gesto, sino también enfermedad, mutilación y deformación, tal como lo presenta con fino balance entre crudeza y delicadeza la gran cineasta polaca Malgorzata Szumowska en su más reciente filme Cialo (traducido como “Cuerpo”), presentado con moderado éxito en la pasada edición de la Berlinale.

Dentro de su particularmente aguda visión del cuerpo como una compleja máquina, una noción muy cercana al salvaje expresionismo del gran maestro polaco Zulawski (Posesión, 1983), Szumowska nos presenta la historia de Janusz, un médico forense que va sobrellevando las duras escenas de crimen que debe presenciar como parte de su trabajo, armando una disociación que es tan efectiva que lo mantiene igualmente seguro de la aguda anorexia de su hija Olga, dejando que su delgadez exprese el luto por la reciente muerte de su madre. Ambos encuentran un mediador en la figura de Anna, una terapeuta que recientemente perdió un bebé y cuyo modelo de intervención grupal consiste en decodificar lo que el cuerpo dice y poder expresarlo en emoción y palabra. A pesar de la dureza de ciertas escenas, particularmente un aborto en un baño público y las brutales escenas de terapia, Szumowska se mueve con refinada agilidad entre el drama y la comedia, sin ridiculizar a sus personajes, encontrando su humanidad, no sólo en sus cuerpos, sino en sus expresiones y discurso.

Por JJ Negrete (@jjnegretec)

Los invitamos a revisar nuestra cobertura del 13° Festival Internacional de Cine de Morelia.

    Related Posts

    Metáforas desbordadas en el FICM
    FICM | Sanctorum de Joshua Gil
    ‘Marea humana’ y la transgresión de las fronteras
    ‘Good Time’ y la soledad de las deudas
    Maravillas polares: la ficción mexicana en el FICM
    Diarios del FICM – Arte y oficio