MUBI Presenta: ‘As Long As Shotguns Remain’

La hermandad parece rebasar la consanguinidad por ser creada a través del ritual, es más hermano quién lo actúa que quien comparte genealogía. Un concepto que resulta central en la creación de lazos masculinos, lazos que son explorados de manera disruptiva por los cineastas Jonathan Vinel y Caroline Poggi quienes se embolsaron el año pasado el Oso de Oro en la Berlinale por su peculiar cortometraje As Long As Shotguns Remain (Tant qu’il nous reste de fusils à pompe, 2014) traducido como Mientras las escopetas permanezcan.

Los cineastas presentan a Joshua, un joven que ha perdido a Sylvain, un amigo cercano, unos meses atrás por un accidente con un arma de fuego. Situación por la que desea suicidarse y alcanzar a su amigo, quien se le aparece con rampante naturalidad con el cráneo deshecho. Pero Joshua no desea dejar a su hermano Mael solo, por lo que al toparse con una banda de jóvenes denominada “Iceberg”, Joshua encuentra la oportunidad que buscaba.

El estilo de los cineastas –rebosante en destellos estilísticos cuyas influencias parecen ser el cine galo profundamente idiosincrásico de cineastas como Claire Denis o Romain Gavras– es hedonista, parco y de una voz estética que se alinea a los principios del cine inconexo de cepa abstracta que se esta haciendo en varios países europeos sin dejar de seguir una línea argumental definida. Tant qu’il nous reste de fusils à pompe es un cortometraje que funciona mejor como un cúmulo de atractivas imágenes e ideas visuales que como una pieza narrativa enigmática, qué es lo que pretende ser.

Sin embargo, Vinel y Poggi son dueños de un atractivo sentido para la plasticidad (el uso de elementos como el fuego) y el encuadre, apreciable particularmente en los últimas escenas del cortometraje, así como de plantear un interesante y complejo mundo ritual con la banda del “Iceberg”, que usan armas como ítem de acceso. El cambio de identidad presente en teñirse el pelo, como en los agresivos rituales de iniciación, que una vez superados admiten un hermano más a la congregación de manera vitalicia, como el líder le hace saber a Joshua, preocupado por no dejar solo a su hermano. Mientras las armas duren, los lazos masculinos no serán sujetos al afecto sino a una casi tribal pertenencia.

Por JJ Negrete (@jjnegretec)

As Long As Shotguns Remain se presenta actualmente en MUBI México, los invitamos a probar el servicio de manera gratuita durante 30 días en el siguiente enlace: mubi.com/butacaancha. Cada película del catálogo de MUBI estará disponible 30 días, cada día habrá una nueva película. La suscripción a MUBI tiene un costo de 49 pesos al mes y está disponible en diversas plataformas. En caso de pagar por un año de servicio, se les hace un 30% de descuento. Aprovechen.

    Related Posts

    FICUNAM | El cosmos genital y las cavidades del cine
    Cannes 2018 | Día 5: Días de furia e ingenuidad
    50 películas para disfrutar el 2018
    ‘Una bella luz interior’: Diálogos de amor
    Diarios del FICM – Cancionero fílmico
    Los otros Cannes – primera parte